Informe sobre Arquitectura Orgánica

enero 20, 2010

La arquitectura orgánica u organicismo es una corriente arquitectónica que se basa en la idea de que el diseño de los espacios debe adaptarse a las personas; y no al revés. Así, este movimiento busca la armonía entre la arquitectura y la naturaleza, entre los edificios y el ser humano.

El organicismo surge entre los años 30 y 40 del siglo XX, liderado por un grupo de arquitectos escandinavos y por el que se considera su mayor exponente: el americano Frank Lloyd Wright. De hecho, fue éste último el que acuñó el término de “arquitectura orgánica” para referirse a este tipo de construcciones.

El diseño orgánico parte de otra corriente arquitectónica, el racionalismo o funcionalismo, cuya principal premisa es la bñusqueda de la utilidad o funcionalidad de los espacios por encima del ornamento. Además, el movimiento racionalista, al igual que el organicismo, propugna la libertad de planta y la aplicación de los adelantos de la era industrial a la arquitectura. No obstante, el organicismo evita caer en los errores de su predecesor y aporta nuevos valores.

Para los arquitectos orgánicos, es fundamental llevar a cabo un estudio de los movimientos corporales y de los problemas psicológicos del ser humano, de tal forma que los espacios construidos se ajustan a ellos. Esto conduce a obras muy personales, elásticas; a medida. En este sentido, podría considerarse al organicismo más como un planteamiento que como un estilo sensus estrictus.

Por otro lado, la arquitectura orgánica supone una nueva concepción de los espacios internos, con formas cercanas al cubismo que dan como resultado la simplificación de los ambientes.

En cuanto a Frank Lloyd Wright, el estandarte por excelencia del organicismo, hay que resaltar que su obra más representativa es Fallingwater, también conocida como “la casa de la cascada”, ubicada en Pensilvania. Esta construcción se erige  encima de un torrente de agua; justo en el lugar donde la familia que encargó el diseño de su vivenda a Wright solía hacer sus reuniones campestres: he aquí un perfecto ejemplo de la personalización organicista.

Además de Frank Lloyd Wright, otros arquitectos representativos de esta corriente son: Alvar Aalto, Gustav Stickley, Antonio Gaudí, Louis Sullivan o Bruce Goff. Y, como otras construcciones organicistas importantes, también podemos citar la Biblioteca de Vipuri (1930) y el pabellón finlandés en la Exposición Universal de 1939, ambas de Aalto, además de la ampliación del ayuntamiento de Goteborg (1937) de E. Asplund y la Casa de Taliesin West, también de Wright.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: